Tag archives for SOLITARIO

filial

Relato erótico: “Gaby, mi hija 6″ (POR SOLITARIO)

Ya estamos en nuestra nueva residencia. Carlos vino a la estación del Ave a recogernos. Facturamos el equipaje por una empresa de transporte y ya estaba en casa. Nosotras solo llevábamos una pequeña maleta de mano y el bolso. En la estación, presentamos Charo a Carlos, no la conocía, a Silvia sí, de verla por casa con Gaby. Nos llevó a Sarriá, la nueva casa es realmente acogedora, espaciosa, con un porche a la entrada, donde se aparcaba el coche y un jardín trasero con piscina. Todo muy cuidado y limpio. La vivienda de dos plantas, con cuatro dormitorios arriba y dos baños. Un gran salón en la planta baja con chimenea, cocina comedor, un aseo y una habitación, que Carlos había acondicionado como despacho. Las chicas estaban encantadas. Algunas manifestaciones de alegría no le cayeron bien a mi marido. Yo lo observaba, arrugaba el entrecejo, en señal de desaprobación.…
Sigue leyendo
filial

Relato erótico: “Gaby, mi hija 5. Fin de la primera parte.” (POR SOLITARIO)

Hoy es el día de la prueba. Gaby sigue dormida, preparo el desayuno. --Buenos días mamá. ¿Cómo has dormido? --Muy bien cariño. Muy relajada. ¿Y tú? --De maravilla. ¿Qué haremos hoy? --Hoy tendremos el día movidito. Tú tendrás que colaborar para que todo salga bien. --Pero, mamá ¿Qué vas a hacer? --Veras, antes de que llegue Oscar, Nati, Carmen y yo, nos esconderemos en la habitación de los invitados. Tú te encargarás de hacer que tome alguna bebida alcohólica. Se la preparas añadiendo estos polvitos, son dos pastillas de rohypnol machacadas. Es la droga, que, posiblemente, usaron contigo, cuando te violaron. Sigue charlando con él hasta que haga efecto, diez, quince minutos, o algo más. Después nos encargaremos nosotras. --Pero ¿Qué le vais a hacer? --No te preocupes por eso. Ya lo veras. --De acuerdo, pero a ver si acabamos todas en la cárcel. --No nos denunciará. Ya lo veras.…
Sigue leyendo
filial

Relato erótico: “Gaby, mi hija 4″ (POR SOLITARIO)

--Cariño, esto que ha ocurrido hoy, es lo que yo intentaba que comprendieras. Que puedes disfrutar tanto con las mujeres, como con los hombres. A ti te veía muy reacia a tener contactos con hombres y no sé por qué. ¿Te ha pasado algo? Gira la cabeza y me mira a los ojos, los suyos se llenan de lágrimas. --¡Gaby! ¿Qué te han hecho? --Llevo casi un año sin salir con nadie. --¿Y tu novio, Oscar? --Lo dejamos después de… --¿De qué, cariño? ¿Qué te hizo? Rompe a llorar. Se incorpora y me abraza. Se ahoga en sollozos, las lágrimas se deslizan por sus mejillas. La estrecho entre mis brazos. Trato de consolarla. Me temo que ha tenido una mala experiencia. Cuando por fin puede hablar. --Mamá. La fiesta de fin de curso, del año pasado. ¿La recuerdas? --Si, recuerdo que estabas muy ilusionada, te llevaste una semana buscando ropa…
Sigue leyendo
filial

Relato erótico: “Gaby, mi hija 3″ (POR SOLITARIO)

--Mamá. ¡Eres una bruja! Jajaja Llegamos a casa con el tiempo justo para la comida. Cuando Carlos se marcho nos quedamos tomando café en la cocina. --Mamá, cuéntame cómo fue tu experiencia como actriz. Me gustaría saber cómo llegaste a hacerlo por el culo. --La verdad. Se pasa mal al principio, durante los preparativos. Hay que soportar cosas muy desagradables. --¿Cómo qué? --Pues para preparar el intestino. Se limpia mediante enemas, uno tras otro hasta quedar limpio. Una de las chicas, estaba tan habituada, que se corría con las lavativas. En cuanto empezaban a ponérselas, le entraban escalofríos y contracciones de los esfínteres, se excitaba el clítoris y acababa con un orgasmo. Decía qué, de esa forma, la limpieza resultaba muy agradable. --Mamá, yo aún no lo he hecho nunca por atrás. Y me gustaría probar. Me lo tienes que hacer. --Bueno, ya veremos. Como te decía. Fue Javi, el…
Sigue leyendo
filial

Relato erótico: “Gaby, mi hija 2” (POR SOLITARIO)

--Y ya está bien por hoy, niña. Nos hemos pasado la tarde charlando y no hemos hecho nada en la casa. --Mamá. ¿Lo harías conmigo? --¿Cómo? ¿Qué haría, qué? --No he tenido nunca contacto con una mujer y me gustaría probar. Contigo. --¡Tú estás loca! Anda, anda. Vete a recoger la ropa del tendedero y tráetela para plancharla. Habrase visto, niña pervertida. Vamos, ni que una estuviera aquí para dejarse follar por la primera que llegue. --Mamá. Dentro de dos semanas cumplo dieciocho años. Con la mayoría de edad puedo hacer lo que quiera con mi cuerpo… --¡Con tu cuerpo! Pero no con el mío. Cometí errores en mi juventud, pero no soy una pervertida incestuosa. Eres mi hija, yo tu madre, no lo olvides, hay límites que no se deben traspasar. --¡Mamá, lo harás! Traspasaras ese límite. Conmigo. Y yo contigo, ya lo veras. Se va a la azotea…
Sigue leyendo

Relato erótico: “Gaby, mi hija 1” (POR SOLITARIO)

--¡¡Mamáaa!! --¡Mamá, ven, mira! --¡¿Que pasa niña?! --Mamá, mira esto. ¿Esta eres tú?..... ¡¡Eres tú!! -- ¿Si soy yo? ¿Quién?……………¡¡¡Ay, por dios!!! ¡¡Quita eso!! Mi hija está, en su habitación, ante la pantalla de su ordenador, conectada a internet, viendo unas imágenes que me horrorizan. Son mías, de hace veinte años, un video, teniendo relaciones lésbicas con otra chica de mi edad. --¿Mamá, qué es esto? ¿Cómo pudiste hacerlo? --¡Por favor, por favor, quita eso! ¡No me preguntes! ¡Por favor! ¡Te lo suplico! --¡No mamá! Quiero que me expliques, por qué hay colgado en internet un video tuyo follando con una tía. ¡Pero mira! ¡Ahora hay otro tío! ¡Eres una puta! No pude más y empecé a llorar. Dejé la habitación y me fui a mi cuarto. Mi hija vino detrás. --¡Joder con mami! Estas hecha un zorrón. Estoy descargando el video, lo guardaré y lo veremos después de cenar,…
Sigue leyendo
filial

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue 7” (POR SOLITARIO)

Tengo algo de frio. Me levanto, con cuidado para no despertar a las chicas. Las cubro con una sábana. Me ducho, con el ruido del agua al caer parece que han despertado las dos. Marga se sienta en el inodoro a hacer pis, me mira y sonríe. Tiene la extraña cualidad de hacerme sentir bien. Me relaja su presencia. Ana se dirige directamente hacia donde estoy, entra en la ducha, coge una esponja y frota mi cuerpo. También resulta relajante. Marga también se mete bajo la regadera y nos lavamos los tres. Salgo primero, para evitar ataques, despierto a Pepito para que se asee y se vista y voy a la cocina a preparar café y croissants. Improviso un desayuno ligero. Cuando salen está todo listo. Desayunamos. Les digo que recojan la ropa y los enseres que pueda necesitar Mila y nos vamos al bufete de Isidro. Por el camino…
Sigue leyendo
Infidelidad

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue 5” (POR SOLITARIO)

José vive en la costa alicantina, con Claudia y las niñas. Mila y Marga siguen en Madrid. Se han hecho cargo del prostíbulo. Continuación de: 16 días. La vida sigue. --¿José? ¿Eres tú? --Si, ¿Mamá? ¿Pasa algo? Llorando --Si, José, es tu padre. Está muy mal. --Se nos muere y quiere hablar contigo. ¡Ven! --Claro mamá, salgo enseguida. Hasta luego. --Hasta pronto hijo. Clau me interroga con la mirada. --Es mi madre, mi padre está mal. Tengo que irme ya. ¡Ana! Desde su habitación. --¿Si papá? ¿Qué pasa? --Es tu abuelo, está mal, tengo que irme a Jaén. --Yo voy contigo. Quiero verlo. --De acuerdo, prepárate, nos vamos enseguida. Claudia, ¿Te quedas con las niñas? --Claro mi vida. No te preocupes por nada, puedes ir tranquilo. Preparamos un equipaje ligero y partimos mi hija y yo. Llegamos al pueblo al anochecer, hay gente en la casa. Mi hermano, mi hermana,…
Sigue leyendo
filial

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue 6” (POR SOLITARIO)

Suena un teléfono. Insiste. Otra vez. Me aparto y busco el maldito teléfono móvil, que no deja de sonar. Ha dejado de sonar. En la pantalla aparece, llamada perdida. MARGA. Llamo, contesta. Está llorando. --¡¡José!! ¡Estoy con Mila en el hospital! ¡Está muy mal, ha intentado suicidarse! --Cálmate Marga. Dime que ha ocurrido. --Tuve que salir a un servicio, Mila se quedo en casa, el cliente no se presento y volví antes de tiempo. La encontré tendida en la cama, había tomado rohypnol, no sé cuantas pastillas, pero muchas. Llamé a urgencias y estamos en el hospital -------------Me han dicho que está viva pero en coma. No saben cómo puede haberle afectado. Ni si despertará. ¡¡Dios mío!! --¡¡Estoy sola, José!! Tengo mucho miedo. --Salgo ahora mismo para allá. Tranquilízate. Clau está a mi lado. --¿Mila? --Si, ha intentado suicidarse. --¡¡Joder!! Lo sabía. Sabía que no soportaría esta situación. Ana y…
Sigue leyendo
Infidelidad

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue 4” (POR SOLITARIO)

PARA CONTACTAR CON EL AUTOR: Mi cabeza. El dolor no me deja abrir los ojos. Clau está conmigo en la cama. Ana y Claudia no están, pero oigo ruido por abajo, estarán trasteando en la cocina. Golpea mi mente el recuerdo borroso de la noche. ¡Joder! ¿Qué he hecho? Ahora puedo entender lo que sentía Lot, después de ser seducido por sus hijas. Al moverme Clau se despierta. Su mirada es dulce. Sus ojos claros, como el cielo que se cuela por el cierre de la terraza, me miran, sonríe. Se estira hasta posar sus labios sobre los míos. Tiene el poder de hacer que se diluyan mis preocupaciones. --¡¡Papá!! ¡Aquí hay un señor que viene a instalar el teléfono! --¡Ya bajo, cariño! Busco un pantalón corto, una camiseta sin mangas y bajo corriendo. --Hola, buenos días, la instalación está hecha, el propietario anterior tenia instalado el teléfono y solo…
Sigue leyendo
Infidelidad

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue 3” (POR SOLITARIO)

Solo detuve el vehículo para repostar y tomar café. Llegue a las seis de la mañana a casa. Imperaba el silencio, apenas mancillado por el tenue rumor de las olas, al batir la playa. Entré en la casa y fui directamente a la habitación. ¡Oh! ¡Sorpresa! La cama estaba ocupada por tres cuerpos, desnudos. A la difusa luz de la luna que entraba por los ventanales pude reconocer a Claudia, su hija y Ana. Mis tres mujeres, durmiendo, los cuerpos de una tersura y delicadeza sin igual. ¡Quede extasiado admirando tanta belleza! No podía apartar mis ojos de aquellos cuerpos. Pero respiré hondo y me fui a una de las habitaciones, en la cama de alguna de ellas me quité los zapatos, me deje caer y me dormí enseguida. Estaba agotado. Al despertar, con los chillidos de las gaviotas, no encontré a nadie en la planta alta, baje y en…
Sigue leyendo
Infidelidad

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue 2” (POR SOLITARIO)

Me despiertan los ruidos de los niños, están acostumbrados a madrugar para ir al colegio y se levantan temprano. Tengo el brazo derecho entumecido, Claudia ha pasado la noche entera sobre él, sigue dormida. Lo saco lentamente para no despertarla, pero abre los ojos. Me mira desconcertada. Sonríe y me besa. Su voz es melosa, dulce. --Buenos días. --Buenos días, ¿Cómo has dormido? --Cuando he despertado y te he visto, me he quedado algo desorientada. Tenía la sensación de haber soñado y, al verte a mi lado, se había convertido en realidad. Tengo miedo. --¿De qué? --De despertar. Lo que estoy viviendo contigo, tus caricias, tus besos, tus atenciones, me dan miedo. Corro el peligro de enamorarme de ti. Y eso me da vértigo. Creo que nunca he estado enamorada, de nadie. --Claudia, en los últimos tiempos, he aprendido algunas cosas vitales. --La principal, vive el momento, no dejes que…
Sigue leyendo
Infidelidad

Relato erótico: “16 dias, la vida sigue” (POR SOLITARIO)

--¡Buenos días Claudia! ¿Cómo vamos? --Hola José, bien, sin novedad. Algo flojillo. Según me dicen ahora, cuando empiezan las vacaciones, se anima el negocio. Los rodríguez salen de sus madrigueras. --¿Has visto a Mila? --Si, acaba de marcharse, tenía una cita concertada desde ayer. --Aja, no me dijo nada, y esta mañana cuando me levante ya se había ido. --Bueno, voy a salir, cuando llegue que me llame. Por cierto, ¿con quién era la cita? --Me dijo que era un antiguo cliente que la llamó directamente, aunque ella vino ayer a reportar la cita. --Bien, bien. Hasta luego. Voy corriendo al centro de control. Esta cita me huele mal y tengo que averiguar que ocurre. Busco la posición de su móvil, en el mapa, con el GPS Aparece en una calle de Hermosilla, desplazándose. Introduzco los datos para activar el audio del móvil de Mila. Se oye ruido de vehículo…
Sigue leyendo
Infidelidad

Relato erótico: “Mi nueva vida 7” (POR SOLITARIO)

Domingo 5 de mayo de 2013 Por la mañana fui a casa de Edu a ver como estaba y para hablar con él y Amalia. Sentado en un sillón del salón, con un pijama azul claro, llevaba el brazo en cabestrillo y le habían dado un calmante fuerte porque estaba atontado. Amalia estaba extraña. El intento de suicidio de Edu le debía haber afectado. Intente espabilarlo y hablar con él. Entreabrió los ojos y me miró. --¿Qué vienes a follártela? Ahí la tienes, ya tenemos dos putas por mujeres. ¿Estamos en paz? --No Edu. Tú follaste con Mila presionándola con un chantaje. Amalia follo conmigo porque quiso hacerlo, por gusto. Y ya que eres tan directo te diré que, si ella quiere, seguiré follandola. Y si no quiere, pues no lo haré. Y tú debes replantearte tus ideas. Una puta es una profesional del sexo. Eso no la hace inferior…
Sigue leyendo
12

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.POLÍTICA DE COOKIES

ACEPTAR
Aviso de cookies