Rene sedujo a Fausto y tramaron un plan los dos para follarse a Margarita y a la madre de ambas. Fausto había emputecido a Margarita y a ella le encantaba. ya no era aquella mujer tan dulce, sino que se había convertido en una pequeña putita que cada día que estaba con Fausto solo quería rabo.
Elisa la madre había visto el cambio de su hija y quería hablar con ella.
– hija puedo hablar contigo.
– claro mama.
– sé que has cambiado no eres la misma chica de antes, una madre nota eso. dime hija te estas acostando con científico.
– ah mama nosotros nos queremos.
– estas seguro hija.
– pues claro.
– bien hablare con él.
Elisa fue a ver a Fausto.
– puedo hablar con usted.
– pues claro.
– sé que estas con mi hija quiero saber si el ama de verdad.
– y eso que te importa eso es cosa entre nosotros no tengo que dar explicaciones.
– como puedes decirme eso es mi hija.
– a que vienes -dijo Fausto- no querrás tu también al igual que tus dos hijas rabo- dijo Fausto.
– como te estas tirando a mis dos hijas eres un cabrón.
– las putas sois vosotras yo quería a Margarita cuando vino tu hija Rene y se me despeloto y me sedujo. tú que vienes también a que te folle también. quieres esta.
y se sacó una gran poya delante de Elisa.
– eres un guarro.
pero Fausto que no era tonto veía que, aunque Elisa le decía guarro no dejaba de mirar la poya de él.
– vamos no te cortes si estas deseando como tu hija chúpamela.
– te equivocas -dijo Elisa- yo no soy así.
– mira mama- y apareció Rene desnuda- mira cómo me la como. no te gusta yo sé que llevas mucho tiempo sin un hombre. mira que rica está -mientras se la chupaba a Fausto.
– como puedes ser así de zorra hija.
– porque tú también lo eres. en el fondo estas deseando chupársela. vamos mira no te gustaría mama cuanto tiempo llevas sin un hombre de verdad. mira que buena esta- mientras se la ponía dura a Fausto -ven aquí mama.
– como puedes ser así hija.
– porque eres una zorra que dices que no con boca chica, pero en el fondo se la quieres chupar mira qué bueno esta ven aquí.
Rene cogió a su madre y la convenció y la obligo a comer la poya.
– come zorra que estas deseando comérsela chúpasela.
– bien eres nuestra zorra.
Fausto en el fondo se dio cuenta de que Elisa era sumisa se resistía, pero ya cuando la cogió Rene de la cabeza y la obligo a comer poya a la fuerza ya no pudo más y empezó a mamar la poya de Fausto como se se le fuera la vida en ello.
– mama zorra ves cómo te gusta chúpasela bien guarra si en el fondo era lo que deseabas so puta.
Elisa ya no se resistía estaba en la gloria.
– fóllatela a esta zorra.
Fausto cogió a Elisa y se la metió hasta los cojones ella se volvía loca.
– así así cabrón dame toda la poya que quieras.
Rene se rio.
– serás nuestra zorra mama y Margarita también.
mientras Fausto follaba a Elisa y se la metía por el chocho Rene la comía a su madre las tetas.
– así puta córrete.
en ese momento entro Margarita y vio la escena mama Rene como se quedó de piedra viéndolas follar y a su madre comiéndole la poya a Fausto.
– hija lo siento -dijo Elisa.
ella quería a Fausto y ella se había entregado a él en cuerpo y alma incluso le había dejado llamarla puta y follársela. cuando vio el panorama.
– yo creía que me amabas -dijo ella -me has mentido.
– no te he mentido te quiero Margarita.
– mentiroso como puedes decir eso cuando te estas follando a mi madre y a mi hermana juntas.
– porque fueron ellas las que me sedujeron a mi ellas vinieron a mí.
hasta que Rene dijo:
– basta zorra te haces la virginal cuando tú eres tan puta como nosotras. Fausto no es un hombre de una sola mujer el necesita varias mujeres fíjate que bueno esta y que poya tiene tú te crees que esta poya solo quiere un chocho un hombre. así tiene que tener varias putas entendido.
Margarita no daba crédito a lo que oía.
– sois unas zorras- rompió Margarita a llorar- yo le amaba incluso me deje follar por él y tratarme como una puta quería ser su mujer.
– ven aquí y goza con nosotras guarra.
la cogió Rene a su hermana hizo que Fausto la pusiera la poya en la boca y Rene la obligo a que chupara la poya a Fausto.
– así así chúpasela bien so puta. eres tan puta como nosotras, aunque te hagas la mosquita muerta. me di cuenta cuando te vi que habías cambiado so puta. ahora mama chúpala el chocho a tu hija Margarita. sí lo estas deseando.
la madre ya no se resistía y empezó a chupárselo.
– ahahahhha mama que haces me corroo- dijo Margarita.
– ves- dijo a Fausto -ahora tendrás 3 zorras para ti solo y nos follaras hasta mas no poder.
Margarita se había convertido en una zorra de cuidado tanto como su madre y Rene pasaron los años y Fausto ya ni investigaba ni nada solo pensaba en disfrutar del sexo y follar a más. Mefistófeles vino a reclamar su alma.
-no por favor déjame más tiempo.
– lo siento el plazo se ha cumplido que te creías que te iba a dejar que descubrieras la vacuna contra el cáncer y salvaras a la humanidad yo te he puesto a Rene y a Margarita para que cayeras en la tentación y te olvidaras de tu propósito con el tiempo se descubrirá la vacuna, pero no será tu quien la descubra dijo Mefistófeles y ahora eres mío.7
Fausto se vio trasportado al infierno mientras su cuerpo cayo en el piso muerto allí en el infierno vio a Margarita y a su madre y a su hermana.
– tú me has convertido en una zorra- dijo Margarita me robaste la virginidad y follaste a mi hermana y a mi madre, pero te perdono y te amo ven con nosotras follaremos por toda la eternidad FIN

  • : fausto se folla a margarita pero s entera rene su hermana que no tiene nada de inocente y seduce a fausto