Archives for erotismo

erotismo

Relato erótico: “Lavándote” (POR DULCEYMORBOSO)

LAVÁNDOTE Estabas en una casa sola y yo iba a junto tuya. Al abrirme la puerta te vi hermosa como siempre, nos sonreímos nerviosos. Me decías que entrara, nada más cerrar la puerta nos miramos, casi temblábamos de sentirnos cerca. Fue un acto instantáneo, los dos nos fundimos en un abrazo. Siento tu corazón latir desbocado y el mío le contesta acelerado. Te lleno de besos tu rostro, y mi boca poco a poco busca la tuya. Se rozan y se entreabren como deseando acariciarse entre ellas. Nuestras bocas se juntan y saboreo tu saliva que me embriaga, nuestras lenguas asoman nerviosas buscá acarician entre ellas. Me siento feliz de estar así, de tenerte en mis abrazo es intenso, fuerte, lleno de ternura. Una ternura que poco a poco se transforma en pasión pero ninguno desea frenar esa pasió tu pelo, me encanta y deseo hacer algo que siempre tuve…
Sigue leyendo
erotismo

Relato erótico: “Lavándote” (POR DULCEYMORBOSO)

Estabas en una casa sola y yo iba a junto tuya. Al abrirme la puerta te vi hermosa como siempre, nos sonreímos nerviosos. Me decías que entrara, nada más cerrar la puerta nos miramos, casi temblábamos de sentirnos cerca. Fue un acto instantáneo, los dos nos fundimos en un abrazo. Siento tu corazón latir desbocado y el mío le contesta acelerado. Te lleno de besos tu rostro, y mi boca poco a poco busca la tuya. Se rozan y se entreabren como deseando acariciarse entre ellas. Nuestras bocas se juntan y saboreo tu saliva que me embriaga, nuestras lenguas asoman nerviosas buscá acarician entre ellas. Me siento feliz de estar así, de tenerte en mis abrazo es intenso, fuerte, lleno de ternura. Una ternura que poco a poco se transforma en pasión pero ninguno desea frenar esa pasió tu pelo, me encanta y deseo hacer algo que siempre tuve en…
Sigue leyendo
erotismo

Relato erótico: “Hércules. Capítulo 6. Akanke.” (POR ALEX BLAME)

Capitulo 6: Akanke Unos latidos débiles y apresurados le dieron un hilo de esperanza. Apartando el pelo negro de la cara magullada de la joven, sujetó su nuca, le abrió la boca y pegó sus labios a los de ella para insuflarle aire. Una, dos, tres veces, comprobando a cada instante que el corazón seguía latiendo. Finalmente la joven reaccionó. Hércules la puso de lado, dejando que vomitara el agua que había tragado hasta que sus pulmones solo contuvieron aire. La desconocida soltó un gemido ronco y trató de abrir el ojo que no tenía totalmente cerrado por la hinchazón. —¿Cómo te encuentras? —dijo Hércules cogiendo el móvil para llamar al 112. —No, por favor. —susurro la joven con un fuerte acento subsahariano— No llame a Me matará Hércules iba a preguntarle de que demonios hablaba, pero la joven se había vuelto a desmayar. Se quedó allí mirándola con cara…
Sigue leyendo
erotismo

Relato erótico: “Tren de media noche” (POR VIERI32)

Invierno de 1960 Podría decirse que las torturas son el arma más efectiva de las dictaduras. Siempre las consideré como el medio perfecto para el objetivo final de estos regímenes: el miedo. En aquella época, mirabas a las personas y solo veías miedo. Nadie quería levantar la voz, nadie quería contrariar al dictador. O temías, o terminabas en un centro de detención a merced de un torturador bajo los efectos del alcohol. La república ya no era tal, lejos quedó aquella época en la que los héroes de la democracia se abrieron paso: “República o Muerte”. Hoy solo quedan ecos tímidos en los labios grisáceos de los caídos; hoy la república es una cárcel sin barras. En esta época convulsa, aprendimos a llevar el miedo y hacerla nuestra segunda piel. Involucionamos para adaptarnos. Fue por eso que desde joven quise seguir una senda distinta; inicié una vida consagrada con el único…
Sigue leyendo
erotismo

Relato erótico: “Para mi chica, promesa cumplida” (POR JAVIET)

Madrid, Sábado, Junio 2012, Glorieta de Bilbao. Habíamos quedado para charlar, yo entraba a trabajar de noche y me presentaba a la cita con mi mochila Gris a la espalda, llevaba puesto un pantalón vaquero oscuro y una camiseta deportiva de color azul, recuerdo que llegaba pocos minutos tarde y te llamé por teléfono para avisarte, me dijiste que estabas en la terraza cercana al Café y té, en ese momento cruzaba la avenida y mis ojos te distinguieron, mi vista se deleito con tu figura sentada cien metros antes de llegar a tu lado. Llegué por detrás de ti, fijándome en cómo te había quedado el corte de tu pelo rubio claro, te lo habían dejado tipo “marine” me lo habías contado por teléfono pero no había llegado a ver hasta ahora, la verdad es que te favorecía bastante pues dejaba al aire esa nuca tan sensible y esas…
Sigue leyendo
erotismo

Relato erótico: “Experimentos 1” (PUBLICADO POR SIBARITA)

Daniel me había conseguido a quien, se suponía, podría ser un buen partenaire para los ensayos de Sarah, un chico colombiano, Diego, con algo más de veinte años y medianamente alto, casi 1,80, y sin ningún rasgo que le identificase como latino, más aspecto de europeo y con aspecto discreto y talante cortés y educado. Músico de profesión y, de acuerdo a la moda de entonces, media melena limpia y cuidada y bastante guapo de cara. Iríamos a un pub cercano a Denia, agradable y discreto, a unos 60 km de casa, de modo que los primeros contactos entre Sarah y él serían en el coche para romper el hielo. Sentados juntos sobre los asientos de atrás, conversan entre ellos y parecen sintonizar bien, por su tono y la fluidez de su diálogo, aunque no tardan en producirse algunos silencios que debo romper para que se anime el ambiente. A…
Sigue leyendo
erotismo

Relato erótico: “Mas allá de la Historia” (PUBLICADO POR ROZAS).

Un señor de su castillo Me debería introducir adecuadamente, mi nombre es Alberto Russa. Durante la gran mayoría de mi vida he vivido lo que se podría considerar la “Bonna Vida”, mi padre arranco hace cincuenta años con una pequeña empresa de camiones, que fue poco a poco adueñándose del mercado a medida que el resto iba a quebrando, gracias a su falta de intermediarios, y con el desmantelamiento de trenes en la Argentina de los 90’ nos volvimos los principales proveedores de transporte del centro del país. O sea, nos volvimos asquerosamente ricos. Pero ese fue el trabajo de mi padre. Yo, como segundo hijo de una familia de tradición italiana, estaba condenado a ser olvidado en un puesto secundario. Pero no me rendí y a los diecinueve, en vez de ir a la UCA como pretendía mi padre, hice mi camino por el contratismo puerta a puerta. Allí…
Sigue leyendo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.POLÍTICA DE COOKIES

ACEPTAR
Aviso de cookies